Impresión de fármacos, la técnica que revolucionará el mercado

Una nueva técnica que permite la impresión de fármacos en dosis muy precisas y de una alta pureza, ha sido desarrollada por investigadores de la Universidad de Michigan, ya que la misma permite que se impriman los fármacos en superficies o dispositivos de dosificación tales como parches micro agujereados y tiras solubles, eso sí, en una sola dosis.

Es así que el paciente podrá obtener tanto en farmacias como en centros de salud su medicamento en dosis y composición personalizada e impreso de inmediato, por un lado es una forma de facilitar las cosas a tantos pacientes que deben consumir varios medicamentos con una frecuencia diaria y por otro se estimularía la creación de otros medicamentos.

Un hallazgo muy importante de este estudio es que el medicamento impreso puro tiene la capacidad de destruir de manera muy eficiente las células cancerígenas que se cultivan en laboratorio y de la misma forma que los medicamentos elaborados por los métodos ya conocidos.

La importancia de esta tecnología en la industria farmaceútica es, según afirma el propio Dr Ahlnan, podría reducir el coste de los tratamientos

Max Sthein, uno de los que dirige el estudio junto con Olga Shalev, señala que una vez que el médico o el farmacéutico elija los medicamentos, solo resta que la maquina los mezcle en una sola dosis, lo mejor es que esta puede estar ubicada en lugares como farmacias entre otros.

Para la impresión se utiliza la técnica que permite obtener una fina y cristalina película sobre la superficie seleccionada utilizando impresión orgánica de inyección, lo que a su vez contribuye a que los medicamentos se disuelvan con mayor facilidad y además abre las puertas a la elaboración de nuevos fármacos hasta ahora descartados, debido a los problemas conexos a su suministro por los métodos tradicionales, ejemplo, píldoras.

¿Cuál es el procedimiento?

Primero se vaporiza el ingrediente activo y se mezcla con un gas como el nitrógeno; el ingrediente activo por lo general es un polvo.

Se produce un proceso de expulsión de los fármacos hacia una superficie fría para que se produzca la condensación de estos en una fina capa, controlando si así se requiere la formación de esta última. Aquí no interviene ningún tipo de aditivos o solventes.

Geeta Mehta señala que esta impresión por inyección puede ser de mucha utilidad en distintas aplicaciones para una segura y eficaz administración de medicamentos a los órganos y tejidos, aunque aún queda un largo camino por recorrer hasta llegar a la impresión de medicamentos; sin embargo y desde ya, será muy útil para la caracterización de fármacos y distintas pruebas llevadas a cabo a lo interno de la industria farmacéutica garantizando un éxito más temprano.

Por su parte, el equipo no se quedará de manos cruzadas y prevé trabajar con los especialistas en diseño y elaboración de compuestos farmacéuticos y con quienes diseñan tratamientos.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *