3 consejos para comprar coches de segunda mano a buen precio

Comprar un coche de segunda mano puede parecer una tarea intimidante. Probablemente pienses en lo que te va a costar, en lo rápido que podrás venderlo y en si tienes tiempo para hacerlo. Pero no hay que tener miedo. Mucha gente no es consciente de las ventajas de comprar un coche de segunda mano, y por eso tampoco está dispuesta a probarlo, hasta ahora. Cuando se trata de encontrar un buen vehículo de segunda mano a un precio asequible, hay algunas cosas específicas que debes tener en cuenta para encontrar uno que no rompa el banco y que siga cumpliendo tus otros criterios de compra de coches. Estos son

Saber lo que se busca

Puede que te sientas tentado a comprar ese coche viejo que está en la entrada de la casa de alguien, pero antes de llegar a él, tienes que saber lo que quieres. ¿Ese sedán usado al que le has echado el ojo? Haz una lista de las cosas que más te importan. Quizás sea el ahorro de combustible o el hecho de que el coche tenga cuatro ruedas y no sea una bicicleta. Tal vez quieras un modelo de un año concreto. Una vez que sepas qué es lo que más te importa, puedes añadirlo a la lista de cosas en las que debes fijarte cuando salgas a buscar coches de segunda mano. Un buen punto de partida son los listados de Craigslist locales. Busque una zona que tenga una mezcla de coches usados que le interese ver y empiece a buscar en los anuncios. Si está de viaje por carretera, cada ciudad debería tener un Craigslist local donde pueda encontrar lo que hay en su zona. También puede buscar en línea a través de sitios web como Car-Buying-Guide.com.

Sé específico sobre tus necesidades

A la hora de comprar un vehículo de segunda mano, no tienes que tener un presupuesto específico en mente. Hay formas seguras de saber si estás consiguiendo una buena oferta en un coche usado, independientemente de cuánto tengas que gastar. Una de las primeras cosas que querrás hacer es una lista de lo que buscas en un coche usado. ¿Cuáles son sus principales prioridades en un coche? Tal vez sea la eficiencia del combustible, las características de seguridad o el valor general del vehículo. Una vez que lo sepa, podrá empezar a reducir sus opciones. Si quieres comprar un coche de segunda mano por un precio determinado, asegúrate de incluirlo en tu lista de cosas a tener en cuenta. Te sorprenderá la cantidad de gente que no da este paso. Cuando busque coches de segunda mano, asegúrese de ser específico en lo que está buscando. Esto hará que el proceso de búsqueda sea mucho más fácil y le dará más posibilidades de encontrar una buena oferta.

Haz una prueba de conducción

Una vez que hayas reducido tus opciones y hayas encontrado algunas que parezcan ajustarse a lo que estás buscando, es el momento de hacer una prueba de conducción. Puede que tengas dudas sobre si subirte al coche y conducirlo si nunca lo has hecho antes, pero no dejes que eso te detenga. Puedes encontrar un coche usado que puede estar en muy buen estado, pero si la conducción es mala, lo sabrás enseguida. Conduce el coche. Asegúrate de que arranca, de que la caja de cambios cambia suavemente y de que se conduce sin problemas. Si no lo hace, no podrás venderlo tan fácilmente. También puedes probarlo de la forma habitual, aceptando dar un pequeño paseo con el vendedor. Muchos vendedores no te dejarán conducir su coche a menos que aceptes recorrer una distancia corta con ellos.

Ver el historial del vehículo

Una cosa que tienes que tener en cuenta es que muchas veces los posibles compradores no hacen una inspección cuidadosa de un vehículo usado. Se limitan a ver un número en el título o un número de bastidor y asumen que el coche está en buen estado. Para saberlo con seguridad, hay que mirar el historial del vehículo. Para ello, puede consultar en Internet el número de bastidor del vehículo o acudir a un taller de reparación de automóviles, donde a menudo se puede acceder al historial del vehículo por un módico precio.

Recuerda actualizar constantemente tu búsqueda

Debes asegurarte de que buscas coches de segunda mano que se ajusten a los criterios que tú mismo has establecido. Sin embargo, es poco probable que puedas mirar todos los coches usados de tu zona. Para estar seguro, querrás mantener una lista actualizada de los coches usados que estás mirando, y añadir a esa lista cualquier cosa que sea nueva para ti.

No olvides consultar otras marcas y modelos

Una cosa que mucha gente se olvida de hacer es mirar otros coches de segunda mano. Si tienes algún amigo que tenga algún coche que no esté usando, pregúntale si puedes echarle un vistazo al vehículo del que piensa deshacerse. Esto le permitirá ver otro modelo que puede estar en mejor estado, a un precio más bajo. Incluso puede encontrar un coche que sabe que le servirá a un precio más bajo.

Conclusión

La compra de un coche usado puede ser un asunto complicado. Es importante tener en cuenta que no tienes que quedarte con un coche usado que cueste un ojo de la cara, pero puede ser complicado encontrar uno que se ajuste a tu presupuesto. Adquirir un coche que se ajuste a tus necesidades y a tu presupuesto puede hacerse con un poco de esfuerzo y paciencia. Siga estos consejos y estará en camino de conseguir un gran coche usado a un precio asequible.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *